Close
December 26, 2022
Tobacco

Goodbye, PMI: Gigante de la industria tabacalera es retirado de la colaboración canadiense para la vacuna contra la COVID-19

La sociedad civil insta a todos los gobiernos a evitar futuras “asociaciones” con la industria tabacalera

Edmonton/Toronto/Boston – Las organizaciones de la sociedad civil aplauden el retiro de la gignate tabacalera Philip Morris de Medicago Inc., la cual se constituía como la principal colaboración económica de vacunas contra la COVID-19 de Canadá. El propietario mayoritario Mitsubishi Tanabe Pharma ha decidido retirar a Philip Morris como inversionista secundario. La noticia sigue la línea de la no aprobación de la vacuna Covifenz de Medicago por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para la distribución de emergencia en Marzo debido a los vínculos de la corporación con la industria tabacalera.

“Las tabacaleras, las vacunas y los gobiernos no son una buena mezcla, y aplaudimos el retiro de Philip Morris de la colaboración con Medicago”, dijo Les Hagen, director ejecutivo de ASH Canada. “Los productos de la industria tabacalera son responsables de más de ocho millones de muertes al año en todo el mundo, y las corporaciones tabacaleras están tratando desesperadamente de camuflar su terrible imagen pública invirtiendo en el sector de la salud. Sin embargo, el control de una pandemia no debe hacerse a expensas de otra. Nos alivia que los gobiernos canadienses subsanaran la colaboración poco ética y vergonzosa que se estaba forjando con el gigante de la industria tabacalera”.

El Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco (CMCT de la OMS), un tratado mundial de salud pública, prohíbe las colaboraciones con la industria tabacalera entre los Estados miembros, incluido Canadá. El gobierno de Canadá ha estado desafiando abiertamente este requisito del tratado a pesar de su directiva pública formal que insta a todos los países a adoptar directrices estrictas para evitar la interferencia de la industria tabacalera. Los gobiernos canadienses actualmente están demandando a la industria tabacalera, incluida Philip Morris, por más de US$400 mil millones por costos de tratamiento de atención de la salud como consecuencia de su negligencia y el engaño, como se alega en sus documentos judiciales.

“Ahora que Philip Morris ha sido expulsada de esta colaboración, instamos a los gobiernos canadienses a cumplir plenamente con el tratado cerrando la ‘puerta del establo’ a cualquier asociación o colaboración futura con la industria tabacalera”, Daniel Dorado, director de campaña de tabaco de Corporate Accountability. “El tratado de la OMS tiene por objeto proteger a los gobiernos de la influencia y la connivencia de la industria tabacalera. Alentamos a todos los países a cumplir con sus obligaciones en virtud de este importante tratado de salud pública para evitar futuras manipulaciones e interferencias de la industria. Canadá es visto como un líder mundial en el control del tabaco. Si Canadá es vulnerable a la interferencia de la industria tabacalera, también lo son muchos otros países”.

El artículo 5.3 del CMCT de la OMS tiene por objeto proteger a los países participantes del tráfico de influencias de la industria tabacalera y esta sección se considera una piedra angular del tratado. La interferencia de la industria tabacalera ha sido identificada como la barrera individual más grande para la implementación del tratado.


Contacto:

Les Hagen, MSM
ASH Canada
780-919-5546
hagen@ash.ca

Jaime Arcila
Corporate Accountability
jarcila@corporateaccountability.org